Go to Top

Psicoestimulación enfermos Alzheimer

Estimados lectores; no escribo con la asiduidad que me gustaría, pero ahora que vuelvo a tener un poquito más de tiempo, me gustaría retomar el tema del Alzheimer.

Para comenzar, hablaremos estos días de la psicoestimulación:

La psicoestimulación cognitiva es la disciplina más usada como tratamiento no farmacológico en la enfermedad de Alzheimer: se basa en un conjunto de disciplinas terapéuticas que pretenden ejercitar y reforzar aquellas capacidades cognitivas que todavía preserva el enfermo, sin pretender recuperar las que ya están perdidas.

Objetivos de la psicoestimulación:

  • Ralentizar el aumento de la dependencia de los enfermos manteniendo las capacidades cognitivas.
  • Mantener la independencia de los enfermos en las actividades de la vida diaria.
  • Favorecer la interacción de los enfermos con los cuidadores y las relaciones sociales.
  • Disminuir la frecuencia de los trastornos del comportamiento de los enfermos.
  • Aumentar el tiempo de permanencia de los enfermos en el hogar.
  • Disminuir la sobrecarga de los cuidadores.
  • Favorecer su autoestima.
  • Trabajar las capacidades cognitivas mediante la realización de actividades seleccionadas con un fin terapeútico.

Un programa de estimulación cognitiva debe estar adaptado a cada individuo, debemos tener en cuenta la fase en la que se encuentra, cuáles son sus déficits, considerar factores premórbidos, las características propias de la persona en general y de cara al tratamiento así como sus preferencias, de cara a plantear un determinado tipo de actividades.

Debemos tener en cuenta los componentes emocionales que aparecen como consecuencia de los déficits ya que nos podemos encontrar con casos de conciencia de enfermedad, pudiendo desencadenar ansiedad, depresión, frustración… los cuáles deben ser integrados en el tratamiento.

Debemos tener en cuenta las estrategias de comunicación:

  • Mantener el contacto ocular.
  • Ayudarnos mediante la comunicación no verbal.
  • Dar el tiempo necesario para comprender.
  • Iniciar conversaciones con temas agradables.
  • Debemos realizar frases y preguntas simples y cortas; las instrucciones sobre tareas deben ser claras, eliminando ambigüedades y alternativas múltiples.
  • Ayudarles a expresarse en caso de que sea necesario, siempre respetándoles y dándoles el tiempo necesario.
  • Es importante utilizar materiales motivantes en cada caso.
  • Debemos ofrecer feedback sobre el rendimiento y reforzar no sólo los logros si no también el esfuerzo realizado.
  • Los distractores ambientales (luz, temperatura, ruidos…) deben ser controlados.
  • No debemos exigirles velocidad en la realización de la tarea, debemos mantener la calma.
  • Resulta muy motivante y reforzante finalizar las sesiones con actividades que la persona realice con éxito.

About Eva

Licenciada en Pedagogía, está especializada en formación de adultos y gerontología educativa; aporta amplia experiencia en el diseño, implementación y evaluación de programas formativos y ha realizado varias investigaciones sobre el envejecimiento y la educación de mayores, que han dado como resultado la publicación de varios libros de ejercicios sobre el Alzheimer "Para que no se olvide" VOL. I y II

2 Responses to "Psicoestimulación enfermos Alzheimer"

  • Elsa Paiva
    13 marzo, 2014 - 5:24

    Muy interesante. Totalmente convencida de que la estimulación cognitiva ayuda a redentalizar la EA. Soy cuidadora y Pdta de la Fundacion Alzheimer de Venezuela Capitulo Aragua

    • Eva
      13 marzo, 2014 - 23:05

      Gracias por tus palabras, Elsa!! Un fuerte abrazo y ánimo en tu maravillosa labor!! Besos, Venezuela!! 😉